Síguenos

Opinión

Vamos a la calle

Publicado

el

martin alonso galvis

martin alonso galvis

Los ciudadanos tenemos la obligación de salir a la calle y decirle no más a este gobierno que con cinismo destruye la institucionalidad y ahoga nuestra frágil democracia. Todos, sin distinción, debemos impedir que el gobierno siga desangrando nuestra economía y empobreciendo a las familias colombianas que trabajan día a día con dignidad y con esfuerzo.

Vamos a la calle porque a los Pilos no hay quien les responda, los niños siguen muriendo de hambre en la Guajira y los colombianos ven cómo su salario cada vez alcanza para menos, porque a nuestros niños en los colegios los alimentan con 900 pesos diarios y muchas familias deben encontrar la forma de subsistir con un salario mínimo durante todo un mes. Mientras que, los terroristas de las Farc son alimentados cada uno con cerca de 90 mil pesos diarios, casi cuatro veces lo que gana un trabajador honesto. Entre tanto, con una cobarde complacencia el congreso aprueba toda clase de atropellos contra los ciudadanos, para que el gobierno corrupto reparta coimas y sobornos para mantener serviles a nuestros legisladores que se enriquecen con los millonarios desfalcos a las arcas de la nación.

Es nuestro deber, es nuestra obligación decir no más. Saldremos a marchar por la dignidad de nuestros policías y militares que han sido arrodillados ante el terrorismo, por la dignidad de todos nosotros, los ciudadanos que somos asaltados con un IVA del 19 %, por el dolor de las familias que han perdido a sus hijos, padres y hermanos y las que aún esperan el regreso de sus hijos, esos niños por los que nadie responde, porque han ahogado la inversión y asfixiado a las empresas con impuestos, para sostener su tiranía.

No podemos ser indiferentes con la difícil situación que vive el país, debemos salir antes que sea tarde. Ya nos robaron la capacidad adquisitiva y han maltratado una y otra vez nuestra democracia, pronto vendrán por nuestra libertad. No podemos renunciar, no podemos rendirnos. Todos tenemos una razón para salir, porque todos hemos sido víctimas del desgobierno y la improvisación de este gobierno aliado del terrorismo, la corrupción y el narcotráfico. Este no se trata de colores políticos, es una manifestación democrática de inconformismo del pueblo colombiano contra su gobierno y la clase política, que han olvidado que fueron elegidos como defensores del interés público, es hora de recuperar el rumbo, por el bien de nosotros, los ciudadanos.

Vamos a salir a defender nuestra voz que mayoritariamente dijo No en las urnas a la legitimación del narcotráfico y el terrorismo, a la impunidad para quienes han inundado de coca nuestras ciudades y han inmolado con minas antipersona los sueños de nuestros soldados y campesinos, le dijo No a la participación política de los responsables de los delitos atroces que han embargado de miedo a los colombianos, que le ha robado la infancia a nuestros niños en el campo y han violado a nuestras mujeres. Le demostraremos a este gobierno que no se puede burlar de nosotros, el pueblo soberano. Vamos todos a la calle este 1 de abril, porque nuestro futuro está en juego y no vamos lo vamos a ceder.

Publicidad