Síguenos

Internacional

Seúl rectifica y cancela la orden de testar de covid a todos los extranjeros

Publicado

el

Seúl rectifica y cancela la orden de testar de covid a todos los extranjeros

Seúl dio hoy marcha atrás y canceló la orden que obligaba a todos los extranjeros con trabajo en la ciudad a someterse a un test de COVID-19 después de que el Gobierno central pidiera una rectificación debido a las protestas por discriminación.

El Gobierno Metropolitano de la ciudad ha modificado la orden administrativa, que ahora solo recomienda testar a aquellos extranjeros que trabajen en lugares de alto riesgo, según un comunicado publicado este viernes por el ayuntamiento.

La orden original, implementada el jueves en Seúl, daba de plazo a todos los no surcoreanos con empleo en la ciudad para testarse hasta el 31 de marzo bajo multas de hasta 2 millones de wones (unos 1.445 euros/1.780 dólares).

La decisión llega después de que la Oficina Central de Gestión de Desastres de Seúl, que depende del primer ministro y está a cargo de la gestión de la pandemia en el país asiático, pidiera retirar o modificar la medida.

También después de que algunas embajadas protestaran por la orden y de que varias entidades e individuos presentaran denuncias ante la Comisión Nacional de Derechos Humanos surcoreana (NHRC, por sus siglas en inglés).

El órgano ha dicho en un escrito que «planea determinar si (las medidas) constituyen discriminación o violaciones de derechos humanos».

LEA TAMBIÉN: Biden tropieza tres veces al subir las escaleras del avión presidencial

También añade que normas «que excluyen o segregan a inmigrantes podrían invitar a una percepción negativa o a discriminación contra inmigrantes, agitar las bases de la unidad social, la solidaridad y la confianza y conducir a crímenes de odio con base en la raza».

El Gobierno de la provincia de Gyeonggi, que rodea a Seúl, también activó a principios de marzo una normativa similar, que de momento sigue en pie y que obliga a todos los extranjeros con trabajo en la comarca a someterse a un test PCR antes del 22 de marzo.

El razonamiento de los dos Gobiernos locales sigue la misma lógica, ya que ambos argumentaron la existencia de dos brotes con casi 300 casos en dos localidades de Gyeonggi en los que hubo muchos extranjeros infectados, incluyendo un caso en una fábrica en la que trabajan inmigrantes asiáticos.

Ambas Administraciones y la Agencia para la Prevención de Enfermedades Infecciosas de Corea (KDCA) justificaron la decisión asegurando que la situación «es de alto riesgo» por el aumento en la tasa de positividad de los extranjeros en los dos últimos meses y que las ordenanzas buscaban ser preventivas y nunca discriminatorias.

Publicidad
Publicidad

Medellín

Publicidad