La primera cita del Nobel de Paz tras dejar la presidencia será en Harvard

Juan Manuel Santos, tras recibir el Nobel de la Paz: “Hay una guerra menos en el mundo y es la de Colombia”/Tomada de El País

Juan Manuel Santos, ahora expresidente de Colombia, que había anunciado que con el término de su mandato se dedicaría a escribir y a las invitaciones pendientes por su galardón como Premio Nobel de Paz, ya tiene programada su participación a partir de octubre en el programa Angelopoulos de la Escuela Kennedy de Harvard.

En esta, una de las universidades más importantes a nivel mundial, Santos hizo una maestría en Administración Pública en el año 1981 en la escuela Kennedy de Gobierno, y posteriormente en el año 1988 fue becario Neiman como subdirector de El Tiempo.

El exmandatario fue invitado por Harvard para hacer parte de un selecto grupo de líderes públicos globales: “El Presidente Santos es un servidor público comprometido, que ha logrado generar un impacto positivo en las vidas de millones de colombianos, a través de su incansable búsqueda de la paz y la seguridad en su país”, dijo el decano de la Escuela, Douglas Elmendorf.

Quienes hacen parte de este programa, son personas que están saliendo de puestos de liderazgo y que tienen la oportunidad de estar en el mundo académico, mundo que da espacio para la reflexión, la enseñanza, la investigación y por ende, el constante aprendizaje.

El expresidente colombiano viajará a Harvard en septiembre por la beca que le fue otorgada ‘Angelopoulos Global Public Leaders Fellow de la Escuela de Gobierno John F. Kennedy’ y este compromiso de ponencias, escritura y participación en foros, le tomará hasta mayo de 2019. Junto a él estarán otros exmandatarios; Felipe Calderón, expresidente de México; Tarja Halonen, expresidente de Finlandia, y Ban Ki-moon, exsecretario general de Naciones Unidas

Quien ahora se describe a través de sus redes sociales como ‘Orgulloso padre y abuelo. Expresidente de Colombia. Nobel de Paz’, expresó el ánimo que tiene frente a esta oportunidad que le da continuidad a su pasión:

“Esta confraternidad es una oportunidad maravillosa para compartir lo que he aprendido durante mi mandato con la próxima generación de líderes públicos, y para continuar mi trabajo en cuestiones importantes de política pública que me siguen apasionando, como los derechos humanos, la paz y la reconciliación, pobreza y medio ambiente”.

También le puede interesar:
Santos estará listo para ayudar con un consejo pero no se pondrá furioso si Duque no se lo pide



Opinión