Síguenos

Opinión

Paren el vuelo de esta huelga y aterricen las negociaciones

Publicado

el

sara espitia

sara espitia

La huelga de Avianca completa más de un mes, los pilotos siguen exigiendo a la aerolínea que vuelva a sentarse en la mesa de negociaciones; sin embargo, el director de Avianca sostiene su dura posición de dejar todo en manos de la justicia, para encontrar una pronta solución. De esta manera, ambas partes tiran su lado de la cuerda sin llegar a ningún lado. Ni Avianca, ni los pilotos están dispuestos a ceder, pese a las consecuencias económicas que se están evidenciando en los diferentes sectores.

La economía ha tenido un fuerte impacto a costas de la huelga, el sector turístico, hotelero y de movilidad aérea y terrestre (los taxistas) han sufrido grandes pérdidas. Según el diario Portafolio “De acuerdo con la aerolínea, entre el 20 de septiembre y este jueves 19 de octubre, se cancelaron el 53% de los vuelos, es decir, 8.393 trayectos. La operación fue del 47%, que equivalen a 7.279 vuelos.” La cancelación de los vuelos y los altos precios, son algunos de los aspectos por los cuales las personas han preferido no viajar y como consecuencia la economía de los diferentes sectores ha caído.

Esta huelga parece no llegar a ningún lado, Avianca no pretende cumplir con el pliego de peticiones de los pilotos de la Asociación Colombiana de Aviadores Civiles (ACDAC) y por el contrario decidió enviar el caso a la Corte Suprema de Justicia, para que la huelga sea declarada ilegal, dejando como argumento clave que los pilotos están absteniéndose de prestar un servicio esencial, como lo es el transporte aéreo. La huelga entró a una guerra en los tribunales, de la cual no parece tener una pronta salida.

Las exigencias de los pilotos no son pocas; sin embargo, muchas de ellas sí son justificadas. Como trabajadores tienen derecho a manifestar sus inconformidades y pedir mejoras en sus condiciones de trabajo. “Volar aquí en Colombia no es fácil” así lo manifestaron sus pilotos. Por otro lado, debo aceptar que muchas de sus peticiones son desmedidas e incluyen exigencias que no serán posibles cumplir.

No pretendo ni justificar a los pilotos, ni mucho menos apoyar a la aerolínea; se trata de hallar una pronta solución. El conflicto que están generando ambas partes, por falta de dialogo, ya se ha prolongado demasiado y los colombianos, como siempre, pagamos las consecuencias por las acciones de unos pocos. Los pasajeros se han visto bastante afectados y como lo mencioné anteriormente la economía también ha tenido un fuerte impacto.

Si ambas partes siguen en la posición de no ceder, seguirán perdiendo. La aerolínea seguirá teniendo perdidas económicas y los pilotos tendrán represalias, como lo ha manifestado Avianca; entonces ¡Paren el vuelo de esta huelga y aterricen las negociaciones!

Publicidad