Alvaro Uribe: "El acuerdo que estamos firmando con la UE es un paso muy importante para el desarrollo económico y social de Colombia". | Alvaro Uribe: “El acuerdo que estamos firmando con la UE es un paso muy importante para el desarrollo económico y social de Colombia”.
  • Temas del día
    Por -

    Alvaro Uribe: “El acuerdo que estamos firmando con la UE es un paso muy importante para el desarrollo económico y social de Colombia”.


    • Así se refirió Álvaro Uribe Vélez, desde España, al TLC que firmó este miércoles Colombia con la Unión Europea. “Celebro esto por mi patria. Por nuestra patria colombiana”, dijo el mandatario.
    • Desde España, el Presidente de Colombia explicó que, “además del tratado comercial, este tratado incluye un capítulo de respeto a los derechos humanos, un capítulo que obliga a observar las normas ambientales y un capítulo del respeto a los derechos de los trabajadores”.

    • “Es una gran oportunidad para Colombia, que está haciendo una inserción fundamental en la economía mundial”, dijo el mandatario colombiano. “Es un acceso fundamental para nuestra patria”, aseguró.

    Empresarios coinciden en que generará significativos beneficios y una mayor integración económica.

    En una rueda de prensa, en donde agradeció a todas las personas que trabajaron en la firma de este acuerdo, dijo que “todo esto (la firma del tratado) es un camino para generar empleo de buena calidad. Es un camino para generar empleo con afiliación a la seguridad social. Es un camino para reducir la pobreza, para construir equidad”.

    Este miércoles se firmó el TLC con la Unión Europea: Colombia, a pellizcar algo de mercado de US$1,7 billones

    Luego de ser firmado el tratado de libre comercio (TLC), que le da acceso al país a un mercado de 500 millones de consumidores, el acuerdo comienza un trámite para que sea aprobado en un primer momento por el Parlamento Europeo.

    Una aprobación posterior por parte de los congresos de los 27 estados de la UE aún no es un hecho cierto, y está siendo examinada por el Comité Jurídico del Consejo Europeo, y su veredicto se conocería en diciembre de este año.

    Con el acuerdo, el país busca pellizcar una porción algo más grande de los casi 1,7 billones de dólares que el bloque comunitario le compra al mundo cada año (las exportaciones colombianas a ese mercado no alcanzan a 5.000 millones de dólares).

    A partir de este miércoles, el acuerdo empieza a andar otra serie de pasos antes de que entre en vigencia, dentro de los que se espera que el tema ‘gordo’ sea el de derechos humanos, laborales y sindicales. Justamente, fuentes diplomáticas europeas han repetido en los últimos días que confían en que el acuerdo comercial sea un estímulo hacia la mejoría del respeto a los derechos humanos en Colombia.

    Por su parte, el presidente Álvaro Uribe destacó el martes, en el marco de la VI Cumbre de la UE y América Latina, la importancia del acuerdo en lo social, en lo político y en lo económico.

    “En lo político y en lo social -dijo Uribe- porque es un acuerdo de diálogo democrático, con un capítulo de respeto hacia los derechos de los trabajadores, de respeto a los derechos humanos, de respeto a los derechos ambientales”. Uribe calificó el tratado como “un acuerdo comercial, un acuerdo democrático, un acuerdo de defensa de los débiles”.

    Sin embargo, el miércoles de la semana pasada la presencia de Uribe en la rúbrica de hoy del tratado estuvo en duda, de acuerdo con fuentes de entera credibilidad, por los problemas con el capítulo lácteo. Finalmente se logró el compromiso del comisionado europeo Manuel Durao Barroso de suscribir una carta adjunta al tratado con compromisos de apoyo a los productores de leche.

    Durante aproximadamente tres meses, expertos le harán una revisión legal al texto negociado, tarea que una vez cumplida le dará paso a su autenticación y traducción a los 21 idiomas oficiales de la Unión Europea. A esa labor sigue propiamente la firma del Acuerdo, que crea obligaciones para las partes, prevista para el segundo semestre de este año.

    Para el caso colombiano, al próximo Gobierno le corresponderá llevar el texto del TLC al Congreso, que lo aprueba o lo rechaza sin introducirle modificaciones y donde se espera que además de la discusión sobre sus aspectos económicos y sociales se debata también la situación de derechos humanos.

    Si el Congreso le da el visto bueno, la Ley debe ser revisada por la Corte Constitucional y queda lista para entrar en vigencia. El Gobierno estima que todo este trámite puede durar hasta dos años.

    En la UE, por su parte, el Acuerdo debe ser aprobado por el Parlamento Europeo y el Consejo Europeo, que puede decidir su aplicación (vigencia) provisional, mientras se decide si es o no necesaria la aprobación de los 27 congresos.

    Como en el congreso colombiano, se espera que en el Parlamento Europeo se aborde el tema de los derechos humanos y sindicales. Todo el proceso puede estar terminando en el segundo semestre del 2011.

    Por las preocupaciones mencionadas, el TLC, dijo el embajador jefe de la UE en Colombia, Fernando Cardesa, contiene unas cláusulas sobre derechos humanos y mecanismos para fortalecerlos; incluso, el tratado podría suspenderse en caso de violación flagrante.

    Para Cardesa, hay convicción muy generalizada en Europa de que el tratado genera condiciones para progresar en derechos humanos, pero no se puede desconocer que también hay una “masa crítica” que no es despreciable con su espacio de expresión que se opone.

    Si el TLC pasa la prueba en Colombia y en la Unión Europea, el Tratado podría comenzar a regir el primero de enero o el primero de julio del 2012.

    Cooperación con Europa en varios frentes

    En una agenda llena de discursos y reuniones multilaterales, el presidente Álvaro Uribe sostuvo cortos encuentros con Herman Van Rompuy, presidente de la UE; con Lars Lokke, primer ministro de Dinamarca, y con Brian Cowen, primer ministro irlandés.

    Desde junio de 2007, la CAN y la UE han adelantado negociaciones sobre el tratado comercial. Tras el retiro de Bolivia y Ecuador, está a punto de firmarse con Colombia y Perú. Mientras tanto, la UE ha colaborado en varios proyectos de la región. Se estipularon 50 millones de euros para el periodo 2007 – 2013, y hasta ahora se han aprobado cuatro proyectos.

    Por un lado, Fortican, para fortalecer la Secretaría General de la Comunidad Andina e impulsar la cooperación internacional. También está la CAN Cohesión Social, para favorecer el diseño de una política de cohesión social y económica en la región.

    Intercan se enfoca hacia la facilitación de los acuerdos multilaterales. Y Pradican se encarga de la lucha contra las drogas.

    Son pocos los TLC que ya están funcionando

    Todos los acuerdos ya negociados por el país ya han sido aprobados por el Congreso Colombiano.

    No pasa lo mismo con los congresos de los países socios. El ministro de Comercio, Luis Guillermo Plata, confía en que “pronto, nuestros empresarios tendrán acceso a mil cuatrocientos millones de consumidores de todo el mundo”, de los más de 40 países con los que Colombia tendrá acuerdos.

    TLC pendientes, con países ricos

    En febrero del 2006 se terminó de negociar el TLC con Estados Unidos, pero su trámite en el congreso estadounidense ha sido tortuoso, y sigue en el congelador a donde lo enviaron los demócratas antes de la llegada de Barack Obama a la Presidencia.

    El Gobierno de E.U. advierte que el Congreso tiene otras prioridades este año. El acuerdo con Canadá es discutido por su parlamento, algunos de cuyos miembros lo han rechazado argumentando problemas con los derechos humanos y laborales de sindicalistas colombianos.

    El ministro de Comercio, Luis Guillermo Plata, confía en que se apruebe antes de que los parlamentarios salgan a receso el 23 de junio. El TLC con Suiza y Liechtenstein fue ratificado el 29 de octubre y el 26 de noviembre, respectivamente. Noruega e Islandia aún no comienzan su proceso de ratificación.

    Se busca negociar con China y Japón

    Hace dos semanas, el ministro de Comercio se reunió en Bogotá con una delegación japonesa encabezada por el ministro de Agricultura, Hirotaka Akamatsu, y el embajador de Japón en Colombia, Tatsumaro Terazawa, y se puso de manifiesto el interés mutuo por negociar un tratado comercial.

    Al mismo tiempo, desde Hong Kong, el vicepresidente Francisco Santos, le dijo a un grupo de inversionistas que confiaba en que en plazo de dos a tres años Colombia tuviera un acuerdo comercial con China.

    En una de las recomendaciones hechas por la Misión de Política Exterior se señala, con respecto al posible intercambio con China, que en materia comercial puede llegar a haber enormes beneficios para el sector agrícola colombiano.

    Acuerdos vigentes solo con vecinos

    Hasta ahora, Colombia sólo tiene acuerdos comerciales vigentes con Perú, Ecuador y Bolivia (en el marco de la Comunidad Andina), Chile, México (G-2, tras el retiro de Venezuela) y El Salvador, Guatemala y Honduras (Triángulo Norte de Centroamérica).

    En negociación, con Panamá y Corea

    El viernes terminó la segunda ronda negociadora con Panamá, proceso que los dos gobiernos quieren despachar rápidamente y que, al parecer, lo conseguirán.

    Dos semanas atrás se realizó una ronda con Corea del Sur, lo que se constituye en el paso más concreto para que bienes y servicios colombianos aterricen en los gigantescos mercados del Asia.

    La tercera ronda está programada del 10 al 14 de junio en Seúl. “Este primer acercamiento comercial con un país asiático constituye una gran oportunidad para productos agrícolas e industriales con un alto potencial de exportación al mercado coreano, y que se apoya en el Programa de Transformación Productiva”, dijo el ministro Plata.

    Hay que proteger a Santos, dice el presidente Uribe

    El presidente de Ecuador, Rafael Correa, está de acuerdo con que se investigue al candidato Juan Manuel Santos por el bombardeo al campamento de ‘Raúl Reyes’, en territorio de su país, el primero de marzo de 2008.

    “No es una persecución contra Juan Manuel Santos”, dijo. “La justicia tiene el deber de investigar delitos. Se persiguen y se investigan delitos”.

    El presidente colombiano, Álvaro Uribe, defendió a Santos, que entonces era ministro de Defensa. “El Estado colombiano tiene que darle toda la protección a nuestro ministro”, dijo. “No podemos abandonar a quienes libran batallas contra el terrorismo”. Y dijo que “Raúl Reyes asesinaba y secuestraba colombianos”.

    El cruce de pronunciamientos tuvo lugar ayer, en la VI Cumbre Unión Europea- América Latina y el Caribe (UE-ALC), que se celebra dentro de la presidencia española de la Unión Europea.

    Deja tu comentario

    Te puede interesar


    Suscríbete a nuestros boletines

    Recibe todos los días las noticias más relevantes de Minuto30.com

    Instala nuestras Apps

    Todas las noticias de Minuto30 en tu bolsillo
  • Minuto30 para Android
  • Minuto30 Play para Android
  • Minuto30 Play para iOS
  • Síguenos en las redes

    Minuto30.com
  • Minuto30 S.A.S - Copyright © 2019 | Superintendencia de Industria y Comercio - Nit: 900604924-8 | Medellín - Antioquia, Colombia | info@minuto30.com