Las víctimas siguen esperando

Por: Josías Fiesco

Víctima -“Para mi es un poco difícil, porque yo lo que quiero es que ustedes me digan la verdad, me digan qué fue lo que pasó, una verdad justa, una verdad honesta”

5 años del acuerdo Santos- Farc que dejó intacta la mano de obra de la guerra y hoy la guerra la vivimos en las ciudades.

Por eso desde el primer momento insistimos en definir el futuro de los más de seis mil jóvenes de las Farc, para que no se encontrara con lo otro que también dejaban intacto, la fuente de financiación el narcotráfico, que ya venía fortaleciéndose al no fumigar los cultivos ilícitos, el mismo que ha hecho que los carteles mexicanos y de Centroamérica lleguen a nuestro país No con el incentivo de crear paz.

Lea también
¡Qué Bello es Guadalupe!

El mismo narcotráfico que ha financiado el caos, desde el paro en cada una de las marchas, que ha acabado con el transporte masivo en Bogotá, en Cali en las distintas ciudades, que le apostó acabar con la economía legal, bloqueando al comercio para fortalecer la economía ilegal, la economía subterránea.

Lo advertimos porque vimos lo que ha significado dejar a estos jóvenes en Centroamérica y se han convertido en las MARAS, ejércitos que han aprovechado el narcotráfico y hoy tienen ciudades más violentas.

Lea también
Perder el juicio

No es paz traquetear en paz. No es paz que hayan llegado al Congreso los reclutadores y no los niños reclutados a sus hogares. No es Paz desde el primer momento decir “Quizás, Quizás”, mucho menos ahora continuar la burla diciendo que los secuestrados trabajaban porque estaban aburridos. No es paz pedir aplausos sin responder a la justicia. No es paz la burla en qué convirtieron a Colombia.

Síguenos en:
Google Noticias Canal Telegram Canal Telegram