Daniel Quintero, el único alcalde que hace temblar al expresidente uribe

Por: Juan Camilo Ortega

Esta semana ha sido crucial para el uribismo en Antioquia, primero la recolección de firmas para la revocatoria del alcalde Quintero no ha salido como lo esperan, y segundo, al expresidente uribe le ha caído mal las indirectas que el alcalde de Medellín le ha enviado a través de su cuenta de twitter.

El desespero con el que andan los revocadores es evidente al tratar de mostrarse fortalecidos en su proyecto de revocar al alcalde, el llamamiento a firmar ha perdido su fuerza, el respaldo ciudadano no ha sido el que ellos han esperado, la recolección de firmas ha sido poca con respecto a las metas propuestas al iniciar el proceso revocatorio, pues muchos de los ciudadanos han tenido problemas con quienes recogen e invitan a firmar las planillas, también muchos de ellos, no creen en una revocatoria porque al comparar con la realidad de la ciudad, sienten que las cosas van por buen camino.

Pero el malestar más evidente fue el que mostró Alvaro Uribe Vélez, quien aprovechó momentos de reuniones para lanzar dardos contra la alcaldía, especulando sobre la gestión de Quintero, pero el respaldo de la ciudadanía le ha hecho una zanja al uribismo en Medellín y los tiene visiblemente afectados como partido político que perdió poder electoral y elecciones en 2019.

Lea también
Con ustedes, Mosquera Marmolejo

Las reacciones por parte de los representantes del uribismo en Antioquia no se hicieron esperar, y a modo de defensa empezaron a criticar con ciertas falsedades las estrategias administrativas de la buena gestión de la Alcaldía de Medellín, las críticas mismas no tienen fundamento, pues son órdenes de uribe simplemente porque pertenecen a un partido político de oposición.

Si a este panorama le sumamos los encuentros en twitter, vemos también que exconcejales uribistas y hasta el mismo Alvaro Uribe no han soportado los argumentos con los que el Alcalde Quintero ha sabido dar respuesta a cada comentario.

Esta semana el tono tomó un tinte oscuro debido al viaje que hicieron algunos concejales uribistas, donde en su deber como servidores públicos conocerían la filial de EPM, Ticsa, en México, empresa dedicada al tratamiento de aguas residuales, donde los mismos concejales accederían a información, argumentos técnicos y conocimiento de la operación de la filial para los debates a futuro que se presentarán en el concejo de Medellín con respecto a los activos que tiene EPM. Ese mismo día, el expresidente publicó un tuit a modo de regaño contra los concejales que asistieron a la visita, desaprobando dicha función y tratando de insinuar que no era conveniente recibir una viaje sabiendo que eran de oposición.

Lea también
Creo en una política de ideas y no de insultos

Pero las diferencias no terminaron ahí, el jueves de esta semana las pullas continuaron en redes sociales, donde el expresidente y el Alcalde, a través de Twitter, también intercambiaron algunos mensajes

trino de uribe

Frente a estos mensajes, el Alcalde Quintero le recordó al exmandatario que no era necesario ser más guapo si los 6402 jóvenes aún estuvieran vivos, haciendo una clara referencia a los falsos positivos de los que presuntamente el expresidente es culpable.

Al ver estas diferencias, es claro que la forma de gobernar entre el mandatario de Medellín y el expresidente, son extremadamente opuestas, los argumentos y la forma de enfrentar al expresidente por parte del Alcalde Quintero, han puesto a temblar al exmandatario, y hasta tomar una tasa doble de valeriana.

¡Aviso de Facebook para la UE! ¡Necesitas iniciar sesión para ver y publicar comentarios de FB!
Síguenos en:
Google Noticias Canal Telegram Canal Telegram