Colombianos plantan en las calles sus exigencias al gobierno y al Congreso

colombianos
Trabajadores de la salud participaronen una manfiestación contra las políticas del Gobierno de Iván Duque, en Bogotá (Colombia). Colombia asistió este martes a una nueva jornada de manifestaciones contra el Gobierno de Iván Duque, para demandar una reforma policial, el cese de la violencia contra los líderes sociales y el respeto a los Acuerdos de Paz. EFE/Vannessa Jiménez G

Bogotá, 29 sep (EFE).- Al canto de «¡Presente, presente, presente!», miles de colombianos volvieron a salir este martes a las calles del país en una nueva jornada de protestas en contra de las políticas del presidente Iván Duque y para exigir al Congreso el trámite de los diez proyectos de ley que presentaron en julio representantes sindicales.

Los manifestantes se hicieron sentir desde Bogotá hasta Cali con arengas y mensajes impresos en pancartas para reclamar, en medio de un ambiente pacífico, que «Duque ni dialoga ni negocia» o para decir que «¡Sólo el pueblo salva al pueblo!».

El ritmo de las batucadas y el reconocido canto de «¡A parar para avanzar, viva el Paro Nacional!» fueron los protagonistas de las manifestaciones que, sin tener la misma intensidad de las movilizaciones de mitad de año, transmitieron el clamor de buena parte de la población colombiana.

«Esta manifestación pacífica del 28 de septiembre tiene como uno de sus objetivos llamar la atención del Congreso de la República para que le dé trámite a los diez proyectos de ley que radicamos el pasado 27 de julio», dijo el presidente de la Central Unitaria de Trabajadores (CUT), Francisco Maltés, en declaraciones recogidas por ese sindicato.

Los manifestantes alzaron hoy enormes pancartas en las que resumieron sus proclamas: «Rechazamos las políticas impopulares de Duque», «No hay que temer, hay que cambiar», «Los trabajadores de la salud somos invisibles para el Estado» o «Este país es nuestro, es de todos, no de unos pocos».

Lea también
Neutralizaron a alias 'El Viejo', cabecilla del ELN que administraba negocios del narcotráfico

EXIGENCIAS AL CONGRESO

Los sindicatos presentaron en el Congreso diez propuestas que incluían una renta básica de emergencia de un salario mínimo mensual por un año para 7,5 millones de hogares, la gratuidad de la educación superior pública, el fortalecimiento de la red pública de salud, apoyos para la reactivación económica de las medianas y pequeñas empresas y generación de empleo, entre otras demandas como incentivar la participación política de la juventud y una reforma a la Policía.

Sin embargo, y según reclamaron hoy, los partidos afines al gobierno en el Congreso, cuya legislatura termina en nueve meses, tienen paralizado el trámite de esas iniciativas.

«Queremos decirle al Congreso que esa voluntad política que ha tenido para tramitar otros proyectos de ley, la tenga para tramitar los diez proyectos de ley que radicó el Comité Nacional de Paro», aseguró Maltés.

Las organizaciones sindicales arrastran múltiples solicitudes desde el pasado 28 de abril cuando comenzó el Paro Nacional, intensas manifestaciones sociales que se prolongaron por dos meses y perdieron intensidad hacia finales de junio.

«Llevamos dos largos meses y no han podido completarse los ponentes de los diez proyectos de ley, eso muestra que van a tratar de enterrarlos», advirtió por su parte el fiscal de la CUT, Fabio Arias, sobre las propuestas que presentaron con el apoyo de al menos 50 congresistas de la oposición.

Lea también
Colombia llega a los 20 millones de vacunados con pauta completa contra la covid

RECLAMOS AL GOBIERNO

En las calles han pedido, y siguen reclamando, el cese de la violencia contra los liderazgos sociales, víctimas de al menos 218 agresiones durante las protestas de mitad de años, según divulgó este martes en su informe del primer semestre de 2021 la organización Somos Defensores.

Además, hubo congregaciones en las principales plazas, parques y calles de Medellín, Cartagena, Bucaramanga, Cúcuta y Barranquilla, manifestaciones a las que se unieron estudiantes, centrales obreras, docentes y representantes del sector salud.

En esta jornada, en la que las organizaciones sociales conmemoraron los cinco meses del Paro Nacional, como denominaron las jornadas de protestas que han convocado en todo el país desde el 28 de abril, también anunciaron otras movilizaciones con los pueblos indígenas en octubre.

También cuestionaron la Ley de Inversión Social, la nueva reforma fiscal del gobierno, aprobada por el Senado y la Cámara de Representantes y sancionada por el presidente Duque el pasado 14 de septiembre.

El proyecto aprobado fue presentado por el gobierno luego de que la anterior propuesta de reforma tributaria, con la que se esperaba recaudar 25 billones de pesos (unos 6.579 millones de dólares), se cayera por la presión de las manifestaciones de mitad de año.

Síguenos en:
Google Noticias Canal Telegram Canal Telegram