Redacción deportes, 21 sep (EFE).- El Eintracht de Fráncfort arrancó su andadura en la Liga Conferencia, la tercera competición continental, con una sufrida victoria por 2-1 ante el Aberdeen escocés, en un choque que los germanos sólo lograron desequilibrar con una jugada a balón parado en la segunda mitad.

Claro ejemplo de las dificultades de los de Dino Toppmoller, campeones de la Liga Europa en el año 2022, para superar a un Aberdeen que puso en más apuros de los previstos a los locales.

Y eso que el partido pareció inclinarse rápidamente del lado del equipo alemán, tras ver cómo a los once minutos el delantero egipcio Omar Marmoush no desaprovechaba un penalti cometido por Jack MacKenize sobre el francés Junior Dina Ebimbe para establecer el 1-0.

Sin embargo, el Aberdeen no se quebró y once minutos más tarde, en el 22, igualó la contienda con una rápida transición que se encargó de culminar (1-1) el estadounidense Dante Polvara.

Un empate que el cuadro escocés aguantó hasta los dieciséis minutos de la segunda mitad, cuando el central Robin Koch cabeceó a las redes un saque de esquina botado por el argelino Fares Chaibi para establecer el definitivo 2-1 que otorgó los tres puntos en juego al Eintracht de Fráncfort.

Por: EFE

Author Signature
Redacción Minuto30

Lo que leas hoy en Minuto30... Mañana será noticia.

  • Compartir:
  • Comentarios
  • Anuncio