gustavo salazar
Opinión

Hambre de sed y fama

Infortunados estamos los colombianos que compartimos el dudoso privilegio, más bien la desventura, con Senegal, de tener los dos primeros puestos con personas que pasan pegados al celular. Cuatro horas y media es el promedio […]