in

El representante de Colombia ante la OEA asume su cargo tras polémica por Nicaragua

Vargas aseguró que se había ausentado porque su nombramiento todavía no era oficial

embajador colombia oea
Fotografía de archivo en la que se registró al nuevo representante permanente de Colombia ante la Organización de los Estados Americanos (OEA), Luis Ernesto Vargas. EFE/Orlando Barría

Washington, 23 sep (EFE).- El nuevo representante permanente de Colombia ante la Organización de los Estados Americanos (OEA), Luis Ernesto Vargas, presentó finalmente este viernes sus cartas credenciales, tras la polémica ausencia de su país en una sesión del organismo para condenar a Nicaragua.

Vargas, quien se reunió en Washington con el secretario general de la OEA, Luis Almagro, dijo que trabajará para el fortalecimiento de la democracia, los derechos humanos el desarrollo sostenible y la seguridad, afirmó el organismo en un comunicado.

«El presidente de Colombia, Gustavo Petro, me dijo que mi misión en la OEA es el fortalecimiento de los derechos humanos y de la Organización de los Estados Americanos», agregó el diplomático colombiano, quien ha sido abogado, juez y comisionado de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH).

Lea también  Petro pide a la CIDH medidas cautelares de protección para Pedro Castillo

Vargas asume así oficialmente su cargo ante la OEA tras la polémica ausencia del Gobierno colombiano en una sesión del Consejo Permanente de la OEA que condenó el cierre de ONG en Nicaragua el pasado 12 de agosto, apenas cinco días después de que el izquierdista Petro asumiera la Presidencia de Colombia.

Tras esa reunión, Vargas aseguró que se había ausentado porque su nombramiento todavía no era oficial, pero Noticias Caracol informó que desde el Gobierno de Petro se habían transmitido órdenes de que no hubiera representación de Colombia.

Lea también  Por este trino acusan a Miguel Uribe de promover un golpe de Estado

El canciller colombiano, Álvaro Leyva, a quien la oposición amenazó con una moción de censura por estos hechos, aseguró que la ausencia «se debió tanto a razones estratégicas como humanitarias y no ideológicas», una respuesta que no convenció a la oposición.

El Gobierno colombiano se sumó la semana pasada a una declaración de 46 países en Ginebra que manifestó inquietud por la situación de Nicaragua, en particular el cierre de universidades.

Dale click a "Me gusta esta página"


Google Noticias