Por -

Que se acabe el embeleco

Por: Mauricio Correa

Culminado el ciclo de partidos con los coleros de la Liga Betplay y de manera especial con los que están peleando los puntos necesarios para no descender, los dirigidos por Javier “Londrina” Álvarez alcanzaron tan solo cuatro puntos de los nueve que debería tener ante este tipo de rivales.

Ganarle y con un hombre de más al Cúcuta que está administrativamente peor que el mismo Deportivo Independiente Medellín solo debe tener contento al timonel rojo quien de igual manera salvó un punto de local ante un rival de poco peso como lo es Jaguares Fútbol Club.

Lo que viene ahora es el inicio de partidos con oncenos que están bien ubicados en la tabla de posiciones como lo son Pasto, Cali y el mismo Once Caldas entre otros, los cuales a la fecha se encuentra entre los ocho del octogonal final lo que da para pensar que pasaremos serias dificultades.

La esperanza y buena noticia para la hinchada poderosa está en el anuncio del inicio del proceso de venta de su participación como mayor accionista que es Raúl Giraldo Gómez, lo cual tiene a propios y extraños con la esperanza de un mejor futuro para el Deportivo Independiente Medellín.

A pesar de lo que muchos piensan, este anuncio no es nuevo, Raúl Giraldo ya había manifestado su interés de dar un paso al costado y lo mismo no lo ha concretado porque a pesar que lo publica, no lo cumple, de ahí su embeleco.
Una vez más anuncia su decisión de venta de su participación en el club y para el bien de la institución y de la hinchada lo mejor es que esta vez sí lo haga y acabe el embeleco.

Mucha expectativa se ha generado frente a este anuncio, en las redes sociales celebran los seguidores rojos la posibilidad de cambio de dueño. Los rumores se han convertido en el pan de cada día hasta el punto de indicar que es un magnate árabe quien va tomar las riendas entre otros, del “Rey de corazones”.

Sea quien sea el posible dueño del Deportivo Independiente Medellín, ojalá florezca una organización, una gran empresa que tenga visión y conocimiento en lo que invierten y no una sola persona de esas que conviertan al equipo en un negocio particular o familiar y por ello se diga que se maneja como una tienda de barrio o algo similar.

No, el dueño del ‘Decano’ debe ser una gran organización, una empresa con proyección, que haga inversiones cuantiosas y lo fortalezca en cada una de sus líneas, que rodeen a nuestros canteranos, con un cuerpo técnico de nivel, seleccionado gracias a su experiencia en ganar torneos internacionales más no un desocupado, que ande sin equipo, sin dirigir en muchos años y que llegue al Medellín feliz porque al fin lo contrató un club deportivo.

Que se acabe de una vez por todo el embeleco en el Deportivo Independiente Medellín porque una hinchada tan apasionada y poderosa como la nuestra se merece estar en las manos de una empresa u organización que entienda que los grandes equipos necesitan mayores inversiones y eso lo vamos apoyar sin lugar a dudas.

@emecorrea

Este es un espacio de opinión que refleja exclusivamente el punto de vista de su autor. Para nada compromete el criterio editorial de Minuto30.com

Deja tu comentario

Te puede interesar


Suscríbete a nuestros boletines

Recibe todos los días las noticias más relevantes de Minuto30.com

Instala nuestras Apps

Todas las noticias de Minuto30 en tu bolsillo
  • Minuto30 para Android
  • Minuto30 Play para Android
  • Minuto30 Play para iOS
  • Síguenos en las redes

    Minuto30.com
  • Minuto30 S.A.S - Copyright © 2020 | Superintendencia de Industria y Comercio - Nit: 900604924-8 | Medellín - Antioquia, Colombia | info@minuto30.com