Por -

Túnez duplica positivos desde la apertura entre dudas sobre los diagnósticos

Las infecciones por COVID-19 casi se han duplicado en Túnez desde que el pasado 27 de junio reabriera sus fronteras marítimas y terrestres, anunciaron hoy las autoridades sanitarias.

Según las mismas, en el último mes y medio se han detectado 983 nuevos casos positivos, 424 de ellos importados del exterior y 559 locales.

Además, se han producido seis nuevos decesos, lo que eleva a 56 el número de fallecimientos en el país desde que comenzara a registrarse la enfermedad de forma oficial.

Una curva que se mantiene en tendencia ascendente, en especial en la última semana, en la que la cifra de contagios diarios a superado los setenta.

DUDAS SOBRE LOS DIAGNÓSTICOS

A la preocupación de las autoridades locales por el ascenso de los contagios se suman las críticas de numerosos médicos y enfermeros locales que denuncian que la mayor parte de los casos no se contabilizan o se tratan como una simple gripe.

“Especialmente en los hospitales y clínicas de las provincias del sur, que tienen menos medios y recursos” y que ofrecen un número de contagios extrañamente bajo, explicó a Efe un galeno en la ciudad costera de Monastir.

“Muchos casos son tratados como una simple gripe. Se les dan los antibióticos habituales y se les envía a casa sin hacer pruebas específicas”, agregó el doctor, que prefirió no ser identificado.

El Gobierno tunecino, que niega esta situación, ha endurecido, no obstante, en los últimos días las medidas de prevención, imponiendo el uso obligatorio de la mascarilla en las instalaciones oficiales y los espacios comerciales cerrados.

Y reforzado la campaña para extender el buen uso de otras prácticas profilácticas, como la higiene regular de manos y el respeto de la distancia social.

Asimismo, mantiene la clasificación por colores para tratar de controlar la entrada de viajeros en su territorio nacional.

Los viajeros procedentes de países “en verde”, como Italia, pueden hacerlo libremente; los que provienen de Estados “naranja”, como Francia, deben presentar un PCR negativo y autoconfinarse 15 días, y los viajan desde países “rojos”, como España, deben pasar la cuarentena en hoteles y centros designados por las autoridades.

TEMOR ANTE LA VUELTA AL COLEGIO

En este contexto, las autoridades preparan ya una controvertida y temida vuelta a las clases, que según anunció este martes el secretario general del sindicato de profesores de secundaria se retomarán a partir del 15 de septiembre.

En un principio, el ministerio había previsto adelantarlo al primero de septiembre para tratar de recuperar parte del curso anterior, que hubo que ser interrumpido el 15 de marzo por el impacto de la pandemia, pero finalmente desechó la posibilidad ante la aparición de nuevos brotes, en particular en las áreas rurales de interior y algunas de costa, como Bizerta.

En esta última, el gobernador ordenó la semana pasada el cierre de las playas y prohibió las excursiones a las zonas de costa, tras alegar que la población no respetaba las medidas de prevención exigidas.

Una decisión unilateral que han adoptado otras zonas sin que haya intervenido el Gobierno, que se encuentra en funciones desde hace más de un mes por la grave crisis económica, política y social que atraviesa el país.

A principios de mes, las autoridades tunecinas achacaron el aumento de los contagios a los llamados “casos importados” y aseguraron que la nación está preparada para una segunda oleada de contagios, algo de lo que una buena parte de la población duda.

EFE



Deja tu comentario

Te puede interesar


Suscríbete a nuestros boletines

Recibe todos los días las noticias más relevantes de Minuto30.com

Instala nuestras Apps

Todas las noticias de Minuto30 en tu bolsillo
  • Minuto30 para Android
  • Minuto30 Play para Android
  • Minuto30 Play para iOS
  • Síguenos en las redes

    Minuto30.com
  • Minuto30 S.A.S - Copyright © 2020 | Superintendencia de Industria y Comercio - Nit: 900604924-8 | Medellín - Antioquia, Colombia | info@minuto30.com