Fertilidad en extremo: a sus 39 años tiene 38 hijos y fue abandonada por su marido

Mariam Nabatanzi
Mariam Nabatanzi

Se trata de la africana Mariam Nabatanzi, quien a sus 39 años tiene 38 hijos, eso sí, estuvo embarazada de 44, pero algunos los perdió.

Esta mujer originaria de Uganda fue abandonada por su marido, y su historia ha copado los medios de todo el mundo debido a su increíble caso de fertilidad.

A ella la obligaron a casarse a los 12 años y, entre sus partos, tuvo cinco pares de mellizos, cuatro de trillizos y cinco de cuatrillizos.

La señora Nabatanzi vive con sus hijos en cuatro estrechas casas hechas de bloques de cemento y con techo de hierro corrugado en un pueblo rodeado de campos de café a 50 kilómetros al norte de Kampala.

Después de que nacieron sus primeros mellizos, Nabatanzi fue a un médico que le dijo que tenía los ovarios inusualmente grandes. Entonces le recomendó que no use anticonceptivos, como pastillas, porque podrían causarle problemas de salud. Fue de ahí en adelante que los niños llegaron por montones.

“Crecí llorando, mi hombre me ha causado mucho sufrimiento”, dijo la mujer en una entrevista en su casa, con sus manos juntas y sus ojos llenos de lágrimas. “Toda mi vida se ha ido cuidando a mis hijos y trabajando para ganar algo de dinero”, agregó.