Edición España
Por -

Los españoles prefieren confinamientos locales al estado de alarma ante los brotes

La mayoría de los españoles se decanta más por los confinamientos locales de municipios o provincias y otras restricciones selectivas, como la prohibición de los eventos de masas, limitar los aforos o cerrar los gimnasios, que volver a un estado de alarma ante los brotes de coronavirus.

Así lo pone de manifiesto la primera ronda del estudio COSMO-Spain, que coordina el Instituto de Salud Carlos III desde el Centro Nacional de Epidemiología (CNE) y que está impulsado por la Organización Mundial de la Salud (OMS), cuyos resultados preliminares se dieron a conocer hace un mes.

De acuerdo con los definitivos de esta primera ronda, que refleja datos recabados entre el 27 de julio y el 3 de agosto, antes de que los distintos brotes que salpican España se recrudecieran, el 70 % dice que se pondría una vacuna si estuviera disponible y fuera indicada. Además, casi 6 de cada 10 se descargarían una aplicación gratuita de rastreo para el teléfono móvil, que le advirtiera si puede haber sido infectado.

La preocupación de la población respecto a la pandemia sigue siendo alta: un 64 % asegura que el coronavirus le preocupa “mucho o muchísimo”, y solo un 11 % que “un poco o nada”.

Además, el 86 % refiere que las mascarillas tienen que tapar la nariz y la boca, pero todavía hay un 10 % que cree que hay que quitarse la mascarilla para toser o estornudar.

Las principales inquietudes de los 1.033 entrevistados son, por este orden, perder a un ser querido; las personas que no utilizan mascarilla; la posible saturación de los servicios sanitarios y un nuevo confinamiento.

Por el contrario, a ocho de cada diez le preocupa nada o poco quedarse sin vacaciones; al 68 % tampoco le inquietan las peleas familiares, y al 63,6 % salir a la calle. Asimismo, un 36 % dice tener la sensación de que el coronavirus les deprime.

Teniendo en cuenta que el estudio se hizo hace un mes, las medidas con más aceptación en caso de un segundo brote generalizado son prohibir los eventos de masas de cualquier tipo y confinar los núcleos urbanos o las provincias más afectadas.

Las medidas que más desacuerdo generan serían volver a cerrar la actividad empresarial no esencial, volver a los horarios de salida y reinstaurar un estado de alarma.

En general, la percepción del riesgo sigue siendo alta: un 42 % cree que lo peor de la pandemia está por venir, un 23 % que se está viviendo lo peor, y solo un 21 % considera difícil/muy difícil poder evitar la infección.

En cuanto a la gravedad que tendría la enfermedad en caso de contagiarse es también alta: un 43 % considera que sería grave o muy grave.

Las situaciones o actividades en las que los encuestados creen que es más fácil contagiarse son: ir a sitios concurridos y al utilizar el transporte público y las que menos, reunirse en casas particulares, trabajar fuera de casa y hacer la compra.

En cuanto a las decisiones tomadas hasta la fecha en relación con el coronavirus, los ciudadanos consideran que han sido adecuadas (3,9, en la que 5 es la máxima confianza) e improvisadas (3,8).

Las decisiones que generan mayor acuerdo entre los participantes son el uso obligatorio de mascarilla, la apertura de comercios, la libertad de movimientos entre provincias y que sean las comunidades autónomas las que determinen las normativas.

Las que mayor desacuerdo producen son la libertad de movimiento entre países, la apertura de gimnasios o instalaciones deportivas, la realización de eventos y espectáculos de masas y la apertura de los bares y restaurantes.

Los encuestados confían más en los científicos, hospitales y centros de salud y, después y casi al mismo nivel, en el Ministerio de salud y en sus comunidades autónomas.

Los conocimientos sobre las formas de contagio siguen siendo adecuados, incluyendo la capacidad de contagio de las personas sin fiebre. Sobre el uso de la mascarilla, el 94 % piensa que sirve para evitar contagiar a los demás, y solo el 70 % señala su utilidad para protegerse de ser infectado.

Telediarios, prensa (en papel y “online”) y ruedas de prensa son las fuentes de información más consultadas, mientras que la información procedente de los profesionales sanitarios, la OMS y el Ministerio de Sanidad son las que más confianza generan.

Una vez más, las redes sociales son bastante consultadas, aunque se confía poco en ellas. Los programas de debate de radio y televisión son los segundos que menos confianza generan.

Información sobre la evolución del virus (21 %), la vacuna (15 %) y cómo prevenir el contagio (15 %) son las que prefieren recibir los ciudadanos. Un 11 % dice tener suficiente información y no necesitar ninguna de forma específica.

EFE

Deja tu comentario


Te puede interesar


Suscríbete a nuestros boletines

Recibe todos los días las noticias más relevantes de Minuto30.com

Instala nuestras Apps

Todas las noticias de Minuto30 en tu bolsillo
  • Minuto30 para Android
  • Minuto30 Play para Android
  • Minuto30 Play para iOS
  • Síguenos en las redes

    Minuto30.com
  • Minuto30 S.A.S - Copyright © 2020 | Superintendencia de Industria y Comercio - Nit: 900604924-8 | Medellín - Antioquia, Colombia | info@minuto30.com