Edición España
Por -

Casado rechaza ser “muleta” de Sánchez y se propone derrotarle en las urnas

El líder del PP, Pablo Casado, ha marcado la hoja de ruta de su partido para el nuevo curso político y ha dejado claro que no se plantea pactos con el actual Gobierno de coalición, ya que ha rechazado ser “muleta” de Pedro Sánchez y, por el contrario, se plantea derrotarle en las urnas.

El PP reunía este jueves a su máximo órgano para ratificar los cambios en la dirección, entre ellos la destitución de la portavoz parlamentaria, Cayetana Álvarez de Toledo, a quien se ha identificado con el ala “radical” del partido, y su sustitución por Cuca Gamarra, de carácter más moderado.

Pero su salida de la dirección del partido no implica un giro hacia la moderación y los pactos con el Gobierno, que ella misma dejó entrever en su despedida, según ha aclarado hoy Casado. Lo primero, porque considera que el partido ya siempre fue de centro y no necesita que nadie le dé “carnés de moderación”.

Y lo segundo, porque el PP “no puede formar parte de la gobernabilidad de Sánchez” y no va a actuar ni como “muleta sustitutoria” ni “recambio de Podemos”.

Es más “no hay pacto posible” con quien pide la abdicación del rey, el entendimiento con Cataluña o el “blanqueamiento” de Bildu, ha aseverado el líder de los populares.

Con estas afirmaciones, Casado no solo critica una de las principales propuestas de Álvarez de Toledo, que siempre ha abogado por un Gobierno de concentración, sino que también lanzaba un aviso a Sánchez, porque, si pretende usar al PP como “repuesto” de comunistas y nacionalistas, es que “no tiene principios”.

A nivel interno, el mensaje es la unidad, la apertura del partido a las “plazas”, y no caer en las “trampas” de la izquierda, con su dicotomía entre “sumisión y agresividad”.

Ni “ponerse de perfil” ni “actuar con agresividad”, ha dicho Casado, quien ha insistido en que el partido tiene que tener “una puerta ancha” para volver a cobijar a diez millones de personas.

Se ha mostrado convencido de que los españoles miran el PP como “alternativa” de Gobierno, aunque este se niegue a aceptar sus propuestas. “Nuestra única ancla es España, y nuestra única vela la libertad”, ha afirmado después de asegurar que quienes daban por amortizado a su partido “se han equivocado”.

También ha parecido considerar que se había equivocado Álvarez de Toledo, aunque las únicas palabras directas que la ha dedicado han sido para agradecerle su trabajo en las últimas dos legislaturas y decirle que el PP siempre será su “casa”.

Sin embargo, a renglón seguido ha puntualizado que “lo difícil no es invocar la libertad de uno mismo y ponerla por delante: lo difícil es defender la libertad de todos y ponerla por encima de todo”, en lo que ha parecido una clara alusión a la actitud de la exportavoz parlamentaria en su despedida, en la que reivindicó su libertad.

Casado ha seguido, en la misma línea, abogando por una política “a lo grande, pensando en todos”, porque la renuncia que implica un partido “no es una debilidad de carácter, es un acto de valor, un sacrificio a favor de un bien común y superior”, y no es “sumisión” -contra la que ha clamado Álvarez de Toledo- sino “nobleza”.

Los cambios ratificados hoy suponen también la integración en la dirección del partido del alcalde de Madrid, José Luis Martínez-Almeida, quien ocupará el puesto de portavoz nacional, un cargo situado por debajo de Casado y del secretario general del partido, Teodoro García-Egea, y a la altura de los vicesecretarios.

Además, la vicepresidenta segunda del Congreso, Ana Pastor, pasará a ser la vicesecretaria de Política Social, cargo que hasta ahora ocupaba Cuca Gamarra, la nueva portavoz parlamentaria.

Estos cambios han recibido el visto bueno de los barones regionales, que han participado telemáticamente en el encuentro.

Dos de ellos, el presidente gallego, Alberto Núñez Feijóo, y la madrileña, Isabel Díaz Ayuso, han intervenido en la Junta Directiva y han felicitado a las nuevas incorporaciones, según el partido, aparte de referirse a la situación en sus respectivas comunidades.

Núñez Feijóo ha considerado que el PP es más necesario que nunca porque hay “el peor Gobierno posible” y ha asegurado que el partido es como una familia y la “casa de todos”, algo que Ayuso ha ratificado al insistir en que hay que ser “equipo, equipo, equipo”.

Ambos han reclamado, de cara al inicio de curso escolar, un protocolo único a nivel nacional y la convocatoria de la Conferencia de Presidentes autonómicos con esta finalidad, que está prevista para finales de este mes.

Quien no ha pedido tomar la palabra ha sido Álvarez de Toledo, aunque también se ha conectado telemáticamente a esta reunión, a espera de la decisión sobre su futuro político, que dijo no tener aún pensado el lunes, cuando compareció ante los medios tras su destitución.

EFE

Deja tu comentario


Te puede interesar


Suscríbete a nuestros boletines

Recibe todos los días las noticias más relevantes de Minuto30.com

Instala nuestras Apps

Todas las noticias de Minuto30 en tu bolsillo
  • Minuto30 para Android
  • Minuto30 Play para Android
  • Minuto30 Play para iOS
  • Síguenos en las redes

    Minuto30.com
  • Minuto30 S.A.S - Copyright © 2020 | Superintendencia de Industria y Comercio - Nit: 900604924-8 | Medellín - Antioquia, Colombia | info@minuto30.com